gallery/assets-img-logo-rel

El primer agente del propietario. Te ayudamos a conseguir la mejor venta posible

SERVICIOS VOX BRAVA

En cada acción estamos pensando en el beneficio de la propiedad. Trabajamos con los mejores profesionales de cada àrea.

Si no te gusta la infidelidad, lee esta serie de artículos de ¡Sí, quiero!

gallery/data-44882813d23533433da2a13de8e6869c

Romina Rusu

CEO Vox Brava

¿Porqué Vox Brava en vez de una inmobiliaria tradicional?

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información

gallery/assets-img-servicios-difusion
Difusión
gallery/assets-img-servicios-fotografia
Fotografía
gallery/assets-img-servicios-homestaging
Homestaging
gallery/assets-img-servicios-marketing
Marketing
gallery/assets-img-servicios-obras
Reparaciones
gallery/assets-img-servicios-venta
Venta
gallery/assets-img-servicios-video
Video

¿Tienes Skype?, hablemos!

Skype call

Puedes seguirnos en:

gallery/assets-img-ico-linkedin

Anabel Gregorio, Bel fotografía

Mi primera cita con la Costa Brava resulta ser un sábado hace 11 años que coincide con la víspera de la celebración de una de las fiestas más emblemáticas de Cataluña, Sant Jordi (San Jorge) donde los pueblos se visten de gala y se inundan de productos autóctonos, rosas y libros. Impresionada por la deslumbrante autenticidad de la gente y sus costumbres la parte en la que descubro el idioma (muy similar al mío) y la mentalidad pro activa y desenfadada ya me hace plantearme una relación con estas tierras.

Pero mi enamoramiento se produce realmente a primera vista, antes de conocer los detalles sobre que significa vivir en este privilegiado sitio. Ya lo habrás adivinado: ¡sus paisajes, sus lugares de ensueño y su mar enfadado y fresco! No por nada se le llama la Costa 'Brava'...

Había que ver el camino de noche desde Barcelona hacia la Costa Brava desde Tossa de Mar hasta l'Escala, por toda la carretera de ronda, mi corazón hizo ¡click!.


gallery/data-44882813d23533433da2a13de8e6869c

Romina Rusu

CEO Vox Brava

O lo que representa realmente el contrato en exclusiva

gallery/data-44882813d23533433da2a13de8e6869c

Romina Rusu

CEO Vox Brava

La historia continúa

¿Tienes una propiedad y quieres que te ayudemos a venderla?

Nos encargamos de darle vida y evitarte todas las preocupaciones

¿Tienes una propiedad y quieres que te ayudemos a venderla?

© 2017 VOX BRAVA · Todos los derechos reservados · Política de privacidad · Condiciones de uso · Aviso legal

Mi amor crece aún más al conocer los pueblos de Calella de Palafrugell y Llafranc, Begur o Palamós, con sus casitas blancas con porticones azules, sus calas rocosas y sus olas espumosas que hacen que el espíritu se desconcierte. Siempre que pasó por las callejuelas de estos pueblos no puedo dejar de imaginarme cómo era esa época de oro cuando los pescadores se construyeron cada uno su casita con rebosantes ganas de ver crecer en ellas a sus hijos, nietos, bisnietos... hasta las generaciones de hoy. Me emociona ver cómo se conserva esa herencia tan personal y a la vez tan melancólicamente digna de contar a los cuatro vientos.

Y son esos 'cuentos' los que perpetuamos cada vez que experimento lo que significa vivir aquí. Un savoir vivre único y privilegiado. Y sino, ¡que lo diga cualquiera que haya tenido la ocasión de pasar sus vacaciones en este rincón de la Costa Brava! Y los pocos centenares de locales que guardan casi como un secreto precioso su amor a la Costa Brava por miedo a que nunca cambie. Aún así, no es difícil notar su pasión, y lo delatan sus horas de dedicación a las fiestas de las Cantadas de Habaneras en Calella o la Feria de Indianos en Begur, por decir algunas con las que plasman su experiencia en los duros viajes más allá del océano, en el continente americano, para luego vivir la paradójica tristeza de volver. También están las iniciativas de 'casar' la buena comida mediterránea con sus vinos exquisitos en las Cenas Maridaje, o el Mediterráneo y la cultura - lo demuestran los conciertos anuales de música internacional de Cap Roig en Calella de Palafrugell, el Festival de música de Peralada, el festival de Torroella de Montgrí, por decir algunos. Todos ellos combinan jardines edénicos sobre estas mismas tierras, comida mediterránea y excelencias de la música. ¿Que más se puede pedir?.

Y aún cuando uno no pide nada, estos lugares se le descubren solos, sin buscarlos. Es una delicia perderse por los frondosos bosques como el del parque natural de Les Gavarres que empuja los pueblos de Palamós, Ermedàs y Calella al mar y encontrase desembocado en las calas rocosas como la del Castell i La Fosca de Palamós,la Cala Estreta o el Golfet de Calella, igual que los riachuelos que quedan ahí atrapados y por fuerza se lanzan al mar - confieso que si es por perderse, me vuelvo a perder mil veces por estos lugares.

Ahora bien, ¿quién puede resistir una buena cerveza catalana de 'pura cepa' y unas buenas tapas? ¡Yo no!.

Mis sitios favoritos para degustar estas pequeñas tentaciones rodeada de buena compañía: las tavernas que puedes encontrar en casi todos estos pueblos en sus cascos antiguos, junto con otra tentación eterna, las tiendas de ropa y de souvenirs que siempre encuentran algún tipo de truco para embrujarte y hacerte pasar! Pues bien se sabe que desde la Edad Media, la gente de Costa Brava se ha dedicado al pequeño negocio familiar y a sabido atraer el comercio a su casa, y por muy increíble que parezca, este sistema funciona perfectamente hasta hoy y sirve de modelo para muchas escuelas de negocio. ¿Será porque los catalanes son unos conquistadores discretos? Seguro que si, porque ¡mi romance con la Costa Brava sigue más sólido que nunca!.